//Tierra y Aire, aliados naturales para conseguir ahorro energético

Tierra y Aire, aliados naturales para conseguir ahorro energético

La principal característica de la Geotermia y la Aerotermia es la amplia gama de soluciones que aportan. Su uso puede abarcar multitud de fines como obtener agua caliente para ducha y cocina, calefacción, suelo radiante, climatización frío / calor e incluso calentar el agua de la piscina. Esto permite que con un solo sistema podamos cubrir  la mayoría de las necesidades energéticas del hogar. Son el todo en uno de las energías renovables a un precio asequible a cualquier bolsillo.

Por todo ello, ambas fuentes limpias están dejando de ser, en los últimos años, energías desconocidas para pasar a convertirse en las más demandadas en toda Europa. Los sectores que más solicitan a Ibesol este tipo de energía son, junto a los consumidores particulares, el de la construcción y arquitectura.  Ya que permiten dotar a todo tipo de edificios. De nueva construcción o en rehabilitación, de la eficiencia energética tan necesaria.

Para disfrutar de agua caliente sanitaria y climatización en tu hogar la Aerotermia y la Geotermia son las energías más recomendadas. Y en Ibesol contamos con un equipo de profesionales especializados en su asesoramiento e instalación.

Pero, ¿en qué consisten estas fuentes de energía?

El funcionamiento de ambas energías es muy similar, quizás la única diferencia radica en la fuente de la que se extrae dicha energía limpia. Ya que mientras la aerotermia capta la energía del aire que nos rodea, la geotermia obtiene la energía del ambiente a través del agua en pozos de sondeo. La ventaja de la geotermia respecto la aerotermia es que cuenta con un rendimiento algo superior ya que la temperatura del subsuelo es más estable. Sin embargo, el precio de la instalación es mayor ya que requiere la realización del pozo (o pozos) de sondeo.

 Funcionamiento

En el caso de la Aerotermia, e l proceso comienza con la  extracción del calor del ambiente. Los ventiladores impulsan el aire exterior a través del evaporador, donde este aire cede su calor al fluido refrigerante Si hablamos de la Geotermia es la sonda geotérmica la que está conectada al evaporador. De este modo, la energía útil que llega al interior de la vivienda es recibida mediante dos aportaciones: Una minoritaria que se corresponde con la energía eléctrica necesaria para que funcione el compresor de la máquina y que, a fin de cuentas, es el que debemos pagar a través de la factura de la luz. Otra mayoritaria que se corresponde con la recuperación de la energía contenida en el aire exterior.

Con estos sistemas la mayor parte de la energía térmica es gratuita puesto que procede del ambiente. Esto no ocurre con los sistemas convencionales ya que con rendimientos inferiores al 100% se genera menos energía que la que cuesta producirla.

 

¿Qué aparatos son necesarios para la instalación de estas fuentes de energía?

Tanto la aerotermia como la geotermia cuentan con un amplio abanico de posibilidades. Según nuestras necesidades, podemos dimensionar el sistema para proporcionar calor para calefacción, calor para producir ACS, calor para calentar el agua de una piscina o incluso frio para la refrigeración del hogar.

Aerotermia

En concreto, para una de las opciones más comunes centradas en cubrir las necesidades de calefacción y producción de ACS de la vivienda se puede optar por:

  • Sistemas “Monoblock”. Representa la solución más compacta y de sencilla de instalación sin necesidad de conexiones frigoríficas, únicamente conexiones hidráulicas.
  • Sistemas “Bi-block”. Son sistemas partidos con rendimientos muy elevados y que permiten cubrir a la perfección con todas las necesidades térmicas del hogar.

Ambos sistemas cuentan con depósito acumulador adicional para la producción de ACS

Geotermia

En este caso sería necesario un sistema “monoblock” ubicado en el interior de la vivienda, la instalación de uno o varios pozos de sondeo (según necesidades) y, además, un depósito acumulador adicional para la producción de ACS.

Mantenimiento

 Si hablamos de aerotermia, el mantenimiento es mínimo. Lo podemos comparar como el mantenimiento que se realiza a los equipos de aire acondicionado. O al mantenimiento de un frigorífico; prácticamente nulo. Para la geotermia más de lo mismo ya que, la parte que lo diferencia de la aerotermia no requiere mantenimiento.

Aerotermia y geotermia suponen una apuesta segura para dotar a residenciales y edificios de las soluciones necesarias para hacerlos habitables. Respetando el medio ambiente y proporcionando un ahorro eficiente y económico. Sin embargo, es fundamental que este tipo de ejecuciones sean llevadas a cabo por empresas instaladoras con experiencia. Que puedan ofrecer las garantías correspondientes. Es imprescindible llevar a cabo un estudio previo para el correcto dimensionamiento de la instalación. Con objeto de no quedarnos cortos ni sobredimiensionar el equipo. Algo así como diseñar un traje a medida. Además los instaladores deben estar cualificados y con experiencia ya que el mínimo mantenimiento solo se consigue con una correcta instalación.

Si estás interesado en ampliar información pincha aquí te realizaros un estudio gratuito.

Ventajas e inconvenientes de la Geotermia y la Aerotermia  

  • Ventajas

    • Obtiene la mayor parte de la energía del aire (en torno al 70%) y solo una pequeña fracción de la electricidad.
    • Presentan un alto nivel de eficiencia energética y rendimiento.
    • Son válidas tanto para verano como para invierno (aire acondicionado y calefacción).
    • Los costes de mantenimiento son muy reducidos. No se generan residuos ni humos.
    • No utilizan combustibles fósiles y además se abastecen de tan solo un tipo de energía.
    • El retorno de la inversión se produce en poco tiempo en la mayoría de los casos.
  • Inconvenientes

    • La inversión inicial para este tipo de instalaciones es algo mayor en comparación a las alternativas convencionales.
    • La instalación de equipos de aerotermia puede implicar que haya que aumentar la potencia contratada de electricidad.
    • Para evitar posibles interferencias, la instalación debe estar bien emplazada.

    Rocío E.T. (Social Media)

    Fuente: Departamento I+D+i Ibesol Energía

2018-01-19T13:15:57+00:00 31 julio, 2017|